Hagamos la previa… ¡De las fiestas!

Hagamos la previa… ¡De las fiestas!

Comenzamos a transitar  el último mes del año. Un  mes muy movilizador tanto  a nivel laboral como familiar. Uno quiere cumplir todos los objetivos impuestos por las empresas o por nosotros. Además, a nivel emocional es muy fuerte, ya que es el momento del balance y análisis anual. Uno se felicita por los logros pero también siente desasosiego por fallas o conflictos no resueltos. Y amigos, eso es así, porque lo que nos pasa, es la vida…

Sin embargo pensar en forma positiva de uno mismo no sólo es saludable, sino que nos hace gozar la vida   con más alegría y optimismo. Quién mejor que nosotros mismos para darnos un mimo al alma y para ello tengo que cultivar un pensamiento saludable sabiendo que no le voy a agradar a todas las personas, que mi autoestima no debe  depender de la opinión de los demás, que me merezco lo que tengo y que tengo que ser feliz sin sentir culpa por ello y no negar ni ocultar lo que sufro, expresar los sentimientos siempre es la actitud más saludable. Todo lo expresado nos va a dar fuerza para afrontar, de manera decidida y renovada, los eventos y acontecimientos que se nos presentan antes de la Navidad y el Año Nuevo.

Hagamos un cálculo de cuantos grupos sociales integramos, tenemos el grupo del trabajo, de los amigos, del club, de los amigos de mi pareja, los padres del colegio, los reencontrados recientemente gracias  a la aparición de las redes sociales en nuestras vidas.

Para afrontar todos estos eventos con la frente bien alta te propongo algunos tips, que quizá puedan ser de utilidad:

  • Planifica cuantas reuniones tenés por semana, en ellas y  sólo en ellas, vas a salirte del plan.
  • Planifica tus permisos sin castigarte. Recordá que la decisión de cuidarse se rompe más por pensamientos negativos que por un canapé.
  • No dejes de hacer las 6 comidas y si debes incluir una colación extra para tener menos hambre no dudes en hacerla.
  • Reserva las bebidas alcohólicas cuando tengas el estómago lleno, evitará que bajes la guardia y te envíes mensajes de “total, una noche de vida es vida”, porque puede ser que te arrepientas al día siguiente.
  • Haz un registro de tus comidas semanales, eso te tendrá bien conectado con tu plan.
  • No toda la comida expuesta en la mesa la “tengo que probar”, dejar algún alimento sin probar, te hará sentir más fortalecido.
  • En una reunión no es sólo comida también puedes concentrarte en conversar, bailar o poner el foco en la ambientación del lugar.

Recuerda que es necesario concentrar todos tus esfuerzos en estos meses, ya que la sensación de derrota es lo que te hace bajar los brazos de acá hasta marzo y eso puede resultar un costo muy alto en el  impacto de la salud. Ocurre que la “previa” constituye una barrera difícil de atravesar, pero no imposible, para ello disfrútalas sin culpa alguna.

¡Ah! Y es bueno tener siempre presente, que cada ciclo que se cumple, indica la presencia de otro que comienza. Si un proyecto perseveró, adelante…Y si otro falló, también adelante. Porque lo mejor está por venir…Un abrazo constrictor para todos…

Comments

Un comentario en “Hagamos la previa… ¡De las fiestas!”

  1. karina dice:

    Gracias por tus consejos, siempre tan claros y realizables…un abrazo enorme para vos también

Dejar comentario